Santa María de la Paz: Iglesia prelaticia del Opus Dei

Santa María de la Paz: esa es la advocación mariana a la que está dedicada la iglesia prelaticia del Opus Dei en Roma. Recordamos la historia de esta iglesia donde reposan los sagrados restos de san Josemaría Escrivá de Balaguer.

Últimas noticias

En el vestíbulo de acceso se encuentra una imagen de la Virgen María, Madre del Amor Hermoso. En el atrio se conserva la pila bautismal donde fue bautizado san Josemaría el 13 de enero de 1902. Fue donada por el obispo y el capítulo de la catedral de Barbastro, su ciudad natal.

El altar del templo está situado bajo un pequeño baldaquino, siguiendo la costumbre de muchas iglesias romanas. La iglesia está presidida por una imagen de la Virgen, obra de Manuel Caballero, que se colocó el 18 de diciembre de 1959. Los fieles pueden rezar ante la tumba de san Josemaría, dispuesta bajo el altar.

Foto panorámica desde la nave

Foto panorámica desde el coro

Reina de la paz, ¡ruega por nosotros!

El 31 de diciembre de 1959, san Josemaría celebró la primera misa en Santa María de la Paz que, desde la erección del Opus Dei como prelatura personal, pasó a ser la iglesia prelaticia. La devoción de san Josemaría a la Virgen es la razón del título de la iglesia y de la imagen que la preside.

En palabras de san Josemaría: "Santa María es —así la invoca la Iglesia— la Reina de la paz. Por eso, cuando se alborota tu alma, el ambiente familiar o el profesional, la convivencia en la sociedad o entre los pueblos, no ceses de aclamarla con ese título: “Regina pacis, ora pro nobis!” —Reina de la paz, ¡ruega por nosotros! ¿Has probado, al menos, cuando pierdes la tranquilidad?... —Te sorprenderás de su inmediata eficacia".

En la cripta de la iglesia prelaticia

En una pequeña cripta bajo la iglesia prelaticia, a la que se accede bajando unas escaleras, están enterrados los obispos Álvaro del Portillo, beatificado en 2014, y Javier Echevarría, primer y segundo sucesor de san Josemaría al frente del Opus Dei, respectivamente.

Inicialmente, san Josemaría fue enterrado en esta cripta el 27 de junio de 1975. Sobre la losa de mármol se colocó, bajo el sello del Opus Dei, la inscripción: EL PADRE, que aún perdura. Tras la beatificación, en 1992, el cuerpo del fundador se trasladó a la iglesia prelaticia, bajo el altar, donde se encuentra en la actualidad.

Personas de todo el mundo acuden a san Josemaría para solicitar a Dios nuestro Señor gracias de toda clase. Y son muchos quienes se acercan hasta la iglesia prelaticia para seguir pidiendo o para agradecer las gracias recibidas por su intercesión.

En la cripta de la iglesia se encuentran también la capilla del Santísimo y los confesonarios. San Josemaría predicó con incansable celo la necesidad de frecuentar los sacramentos de la Reconciliación y la Eucaristía, dones de Dios a sus hijos los hombres, fuente de paz y de alegría imperecedera.

En esa misma cripta está enterrada Carmen Escrivá, hermana del fundador; también se ha enterrado en ella a la primera numeraria auxiliar del Opus Dei, Dora del Hoyo, cuya causa de beatificación inició en junio de 2012.

Datos útiles

Viale Bruno Buozzi, 75 — 00197 Roma
Teléfono: 06-808961
Horario: Abierto de 8:30 a 20:25 (de las 14.00 a las 17.00, entrada por Via di Villa Sacchetti, 36)

Misas: todos los días a las 8.30, a las 12.00 y a las 19.30

Durante julio y agosto no hay Misa de 19:30.
Confesiones: en italiano, inglés, castellano, francés, alemán y portugués.
Si un grupo quiere avisar su llegada con antelación o si un sacerdote desea celebrar la Santa Misa, puede llamar por teléfono.