Itinerarios de vida cristiana

Un libro de Mons. Javier Echevarría que aborda algunas de las cuestiones vitales a las que se enfrenta el cristiano de hoy.

Libros
Opus Dei - Itinerarios de vida cristiana Portada del libro

¿Es necesario confesarse con un sacerdote?, ¿para qué sirve hacer oración?, ¿tengo otro hijo o mantengo mi calidad de vida?, ¿es lícita la clonación?, ¿debo obedecer en todo al Papa? El autor de "Itinerarios de vida cristiana" no elude estas y otras preguntas que están en la mente de muchos fieles corrientes que buscan respuestas para su vida cristiana.

El libro sale esta semana al mercado español con una tirada de 20.000 ejemplares. Pertenece a la colección Planeta Testimonio, que cuenta entre sus títulos "Orar", una antología de textos de Juan XXIII y "El don de la paz", del Cardenal Joseph Bernardin.

"Hijos de Dios. Eso somos, y así lo proclama el Evangelio, aunque desgraciadamente no pocas personas lo ignoran". Así se abre el libro el prelado del Opus Dei, que consta de diecinueve capítulos estructurados en tres bloques: 'Las fuentes de la existencia cristiana', 'El camino del encuentro con Dios' y 'Con Cristo, en la historia'.

Dios no es ajeno a nuestro dolor

"Ninguna criatura humana a lo largo de la historia ha transitado a solas -dice el Prelado del Opus Dei sobre Dios Padre-, porque Dios ha permanecido siempre al lado de sus hijos", incluso en las etapas más dolorosas o difíciles.

Dios Padre, Jesucristo, el Espíritu Santo, la Virgen María y la Iglesia son los temas de la primera parte del libro. El segundo bloque -'El camino del encuentro con Dios'- comienza con una capítulo sobre la conversión: Monseñor Echevarría ve en la conversión "la necesidad de desprendernos de lo que estorba, del pecado, para revestirnos del mandamiento nuevo del amor". Partiendo de esta base, va desgranando a continuación consideraciones sobre otros elementos que el cristiano encuentra en su camino de fe: el perdón, la oración, la Eucaristía, la paternidad, el dolor, la muerte...

"Contemplando la Cruz, nos sentimos acompañados. Dios no es, ni será jamás un Dios ajeno a nuestro dolor, sino un Dios que lo ha asumido en Cristo y lo ha hecho suyo", dice el autor de Itinerarios de vida cristiana en el capítulo sobre el sufrimiento. Así, el dolor "no aparece ya como castigo, sino como camino de salvación y divinización".

Los capítulos finales -agrupados bajo el título 'Con Cristo, en la historia'- tratan sobre el sentido del tiempo, la caridad, la santificación del trabajo, la generosidad, la vocación y la alegría.