100 años de Dora: la felicidad del mundo empieza en casa

Dora del Hoyo nació en 1914. Con motivo del centenario de esa fecha, se ha celebrado en Boca del Huérgano, su pueblo natal, un acto conmemorativo. Dora dedicó su vida a cuidar de su familia.

Noticias
Opus Dei - 100 años de Dora: la felicidad del mundo empieza en casa En Boca de Huérgano (León, España) viven 500 personas.

“Dora del Hoyo tuvo una gran importancia para el Opus Dei, por su fidelidad y por su oficio profesional perfectamente acabado, adornado con su humildad que la llevaba 'a hacer y desaparecer'. Por eso ha sido tan eficaz".

Con este mensaje, el Prelado del Opus Dei ha recordado los 100 años del nacimiento de Dora del Hoyo, cuyo proceso de canonización inició en 2011. En su pueblo natal, Boca de Huérgano, a finales de marzo se celebró un sencillo acto para recordar a una de las más ilustres hijas de esta localidad.

Familiares de Dora muestran la bendición apostólica de Papa Francisco.
Varios centenares de personas acudieron al acto que inició en la casa de la familia Del Hoyo, donde el alcalde Tomás Sierra, descubrió una placa conmemorativa con la siguiente inscripción: “A Dora del Hoyo Alonso, en el centenario de su nacimiento, por su contribución en iniciativas sociales en todo el mundo, con el impulso de San Josemaría. Boca de Huérgano, 11 de enero de 2014".

A continuación, en la parroquia se celebró la santa Misa, en la que el sacerdote oficiante se refirió a la Bendición Apostólica que el Santo Padre, con motivo del centenario, enviaba para la familia Del Hoyo, y leyó el mensaje completo del Prelado del Opus Dei.

Mons. Echevarría ve a Dora como “una gran mujer, convencida de que la felicidad del mundo empieza con una vida familiar serena, conseguida cuidando un sinfín de detalles grandes y pequeños, que dan al ambiente el resello de la armonía y del buen humor."

"No buscó para sí ninguna gloria humana -continua el Prelado en la carta que envió para el evento-, ningún aprecio especial, entregando su vida a Dios y a todos al cien por cien. Ha sido una mujer de fe, que confió plenamente en lo que el Señor le pedía, operando siempre con la esperanza de que el Opus Dei crecería y llegaría a ser lo que hoy vemos, gracias a Dios por todos los continentes".Placa conmemorativa del centenario.Y más adelante, mencionando el proceso de Canonización de Dora señala: “El sentido principal de cualquier causa de canonización estriba en hacer el bien a los demás, contribuyendo así al bien de la Iglesia. Si el santo Padre, al final del proceso, aprobara su beatificación –como nosotros esperamos- la figura de Dora nos facilitará a todos palpar el valor inmenso de una vida gastada como alegre ofrenda diaria a Dios, en servicio lleno de simpatía en las casas familiares, siguiendo las enseñanzas de San Josemaría."

Después de la ceremonia religiosa el alcalde invitó a la proyección de un documental sobre Dora del Hoyo. Entre los asistentes, se encontraban los sobrinos mayores de Dora, Tomás, Carlos, Demetrio y María Jesús quienes refirieron entrañables recuerdos familiares. El alcalde animó a los presentes a visitar los bellos parajes de la montaña leonesa que rodean el lugar natal de Dora.


Leer el mensaje completo de Mons. Javier Echevarría, Prelado del Opus Dei.